Decálogo para que su hijo tenga problemas relacionados con Internet

 

ordenadorcopia

 

1) Comience por comprarle un ordenador, que para eso es usted un padre guay y enrollado. Que sea del niño, para él solito. De esta manera nos aseguramos que cualquier directriz familiar al respecto del uso del mismo se tope de entrada con un obstáculo adicional: “es mío”, dirá el menor.

2) La privacidad e intimidad del menor son derechos inalienables. Por eso, y porque molesta menos, coloque el equipo en un lugar apartado y reservado, si es posible en la habitación del menor. De esta forma su hijo podrá disfrutar con plenitud de la Red, sin cortapisas. Si además el ordenador es portátil, ocupa menos y puede “pillar” WiFi en cualquier sitio.

3) Asegúrese de que tiene una cámara web. Es un elemento fundamental. Aporta muchas ventajas, por ejemplo… bueno, alguna tendrá, aunque no sirva para identificar al interlocutor con certeza porque hay programas que trucan esas imágenes. En todo caso, todos los demás niños tienen una. Su hijo ya sabe que no la debe usar con extraños ni enseñar “las vergüenzas” por medio de ella.

4) Deje que utilice el ordenador tanto como quiera y en cualquier momento. El “ordenador es bueno”. El niño aprende muchas cosas y además hace muchas tareas escolares. Cuanto más mejor. Permita que el uso del ordenador marque los ritmos de comida, aunque serán diferentes y escasos, y de sueño, o mejor dicho, de vigilia. Es posible que deje de compartir los escasos momentos del día en que coinciden usted y su hijo en casa, pero bueno, ahora los chicos son así, ellos y su ordenador.

5) Considérese afortunado si su hijo renuncia con frecuencia a salir o a realizar otras actividades. Encerrado en casa nada le puede pasar y está protegido de malas compañías, botellones, cigarrillos de irregular textura… No le anime a buscar alternativas de ocio porque con el ordenador tiene más que de sobra.

6) Nunca dude de su hijo. Hay niños que se meten o se ven envueltos en problemas, que se comportan habitual o circunstancialmente de manera inapropiada, pero usted sabe que su niño no es de esos. Puede ser cualquier otro menos su niñito, siempre son los otros.

7) Déjele claro que, ante el primer problema que tenga relacionado con el uso de Internet, el castigo será apoteósico, empezando por “cortarle el grifo”. De esta forma se asegura de que no le vendrá con cuentos y andará con mucho ojo.

8) Refuerce la idea de que todo es posible en la Red. Todo es gratis, todo el mundo lo hace, y además nadie sabrá quién ha sido. Empiece, por ejemplo, por pedirle que baje algún programa para “piratear” una cadena de televisión de pago y muéstrese satisfecho de su proeza alabando sus cualidades técnicas y transgresoras: “el mundo es para los listos”.

9) No se ocupe de fomentar otros usos alternativos y conjuntos de la Red. No se le ocurra pedirle que le enseñe a hacer tal o cual cosa con el ordenador, eso no lo hace un padre porque es hacer el ridículo y perder autoridad. En ningún caso trate de establecer vínculo alguno entre su hijo, la Red y usted. Él y ella, ella y él, van por otro lado y usted sobra.

10) Si su hijo tiene problemas técnicos con el equipo corra a la tienda más cercana para que se lo reparen. Su hijo puede aprender de amigos cualquier otra cosa menos a reparar un ordenador. Además, sabiendo que ahí está usted ante cualquier emergencia, podrá pinchar alegremente en cualquier enlace sugerente. Sáquele siempre las castañas del fuego.

Este decálogo está extraído de un artículo , (merece la pena leerlo completo), escrito por Jorge Fernández Florez, coordinador de PantallasAmigas, una iniciativa para la promoción del uso seguro y saludable de internet y las nuevas tecnologías online por parte de los menores. Editan publicaciones y materiales didácticos, celebran jornadas divulgativas y talleres,  y en su página web se puede encontrar información acerca de la tecnoadicción, ya sea a internet, a los teléfonos móviles o a los videojuegos, el ciberbullying, el grooming, el sexting y otros ciberdelitos, así como dos secciones que me han parecido muy interesantes: la Ayuda a Padres y la Denuncia On-line.

Para aspectos legales o más información sobre seguridad en internet, se puede consultar la página de la Asociación de Internautas (” Por los derechos civiles, la universalidad y la neutralidad en la red”). Además, han puesto en marcha el programa de  aviso Alerta-Bulos, mediante el cual se quieren poner al descubierto todos esos bulos que invaden nuestro correo a menudo.

Otra cosa más para pararse a pensar un poco … tengamos niños o no …

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s